Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 7 marzo 2013

Me encontré de regreso en la escuela, al ir caminando a mi salón podía percibir los detalles que me hicieron revivir esos días de infancia, enfundado en mi uniforme escolar; zapatos recién boleados, camisa blanca, sweater color verde , eran casi las 8 de la mañana , según pude ver en el reloj del salon.Volví a ver a mis amigos de esa época especial, los saludos eran fuertes , efusivos, entre bromas aludíamos a nuestros apodos para identificarnos unos con otros, cruce mi mirada con la chica que me gustaba, no podía evitar el ver cómo venia vestida el día de hoy.
¡Se veía hermosa!
Busque la manera de quedar más cerca de su silla o atraer su atención. De momento me encontré inmerso en la plática con mis amigos, hablando de los temas de moda en nuestro salón.
El timbre marco el inicio del día escolar, la puerta se abrió, el maestro tomo su lugar y nos pidió nos sentáramos en nuestros lugares, con voz pausada pero firme nos notifica que vamos a tener un examen de conciencia, el cual nos permitirá saber en qué nivel de vida nos encontramos, nos ayudaría a tomar decisiones que trascendieran nuestras actuales formas de vida según explico
No me esperaba eso: ¡el maestro quiere saber cuáles son mis pensamientos!
Nos dio las instrucciones para el examen:
“deben de responder lo primero que les venga a la mente, sin tomar tiempo en componer las ideas”
“se calificara la honestidad de la respuesta no lo extenso de la misma”
“expresen sus sentimientos y sus ideales”
“cada pregunta se convertirá en un reflejo de tu alma”
“pueden borrar las respuesta, pero no pueden borrar los resultados”
“honestidad es la clave del examen”
Me sentí muy nervioso, esta no era una prueba como las anteriores, no , no me esperaba algo así, afile mi lápiz, tome la hoja, me aliste a responder las preguntas:
1.- ¿cuál es el secreto que te avergüenza?
2.- ¿de que tamaño consideras que es la honestidad? ¿cuál es su superficie?
3.- ¿Cuáles son las dimensiones de la derrota?
4.- ¿multiplicas tus errores y elévalos a la segunda potencia?
5.- ¿el perdón es una resta infinita?
6.- ¿tu vida se puede graficar?
7.- ¿Existe una fórmula que levante el ánimo, cuando todos los resultados son negativos?
8.- ¿El orden de los errores y aciertos en tu vida altera tus resultados?
9.- ¿Eres siempre cuadrado?
10.- ¿es posible romper círculos?
11.-Dibuja los próximos diez años de tu vida en una hoja
12.- ¿La mentira se puede manejar exponencialmente?
13.- El infinito tiene principio ¿Cuál es el final?
14.- La línea más corta entre dos puntos es la línea recta, ahora la línea más larga para llegar a tu destino de vida ¿se lo dejas a la probabilidad?

Una tras otra no sabía que responder, todo el salón nos mirábamos unos a otros, confundidos, al observar esto el maestro nos dice a todos con voz clara:
“Tienen 5 minutos más para terminar”
Intente responder a alguna de las preguntas, mi cabeza se llenaba de más preguntas que no sabía que responder, no podía creer todo lo que se movía en mi cabeza, era un ir y venir de ideas, cerré por un momento los ojos para concentrarme y exclame: “Dios ayúdame”
El maestro alcanzo a escucharme y me pidió venir al frente con mi examen, con vergüenza me acerque, no había respondido ninguna pregunta
Me pidió mi examen y me pidió abandonara el salón, pensé que había cometido un error sin darme cuenta, al ir saliendo camino conmigo hacia la puerta, toco mi hombro para que lo viera, ahí me dijo:
“al final no se trata de responder ahora las preguntas, te falta tanto por caminar, al cerrar tus ojos, me diste la respuesta a todo el examen, la única constante es Dios en tu vida”

Read Full Post »